Haz crecer tu empresa apostando por el capital humano

capital humano

El crecimiento de una empresa depende de varios factores, no solo se trata de los servicios que presta y el ingreso de recursos monetarios sino también del talento humano. Si te interesa saber cómo hacer crecer tu empresa apostando por el desarrollo de capital humano, continúa leyendo.

¿Qué es el capital humano?

El capital humano es un indicador que mide el valor económico de las habilidades profesionales de una persona. También se refiere a los factores de producción laboral, es decir, el tiempo que las personas dedican a producir bienes o servicios. 

El capital humano de una persona se calcula como el valor presente de todas las ventajas que a futuro esa persona espera de su trabajo hasta que deje de producir. 

¿En qué consiste el desarrollo de capital humano?

El desarrollo del talento es una serie de medidas que toma la empresa para promover el crecimiento profesional de los empleados. La estrategia tiene como objetivo capacitar a los empleados para que asuman nuevas funciones y crezcan dentro de la empresa. 

El desarrollo de talentos es una táctica a largo plazo, que comienza desde el momento de la firma del convenio entre las partes y recorre toda la carrera de los empleados en la empresa. Los estudios de forma continua son la base del desarrollo del talento, pero también incorpora medidas para aumentar la satisfacción laboral.

La magnitud del desarrollo del talento

Para aplicar con éxito un plan de desarrollo de capital humano en una empresa, se debe determinar el espacio en los que se enfocará el plan en sí. Es un conjunto de proyectos que incluyen aspectos profesionales y personales. Es necesario que estén presente los siguientes factores:  

Actitud

Es importante que el empleado tenga interés por desarrollarse dentro de la compañía poniendo todo de sí mismo para conseguirlo. En caso que no exista disposición es pertinente buscar alternativas.

Idoneidad

Cabe señalar que todos los trabajadores son distintos entre sí tanto como sus capacidades por lo que no asumen el reto de formación de la misma manera. De modo que es fundamental ajustar la planificación al perfil individual de cada empleado.

Motivación e Inclinación profesional atractiva

Una persona en el plano de crecimiento profesional logra objetivos más rápidamente cuando se siente atraída en el cumplimiento de roles. Además si está suficientemente motivado se incrementa el desarrollo humano.

Satisfacción laboral

Es conveniente añadir que el crecimiento profesional no siempre es sinónimo de estar satisfecho en el ámbito laboral. Por lo tanto, es importante indagar sobre los intereses de los trabajadores.

Técnicas de aprendizaje

En este punto nos referimos al conjunto de técnicas y estrategias establecidas por el personal de Recursos Humanos para llevar a cabo el plan de formación.

Ventajas del desarrollo de talento del capital humano

El hecho de promover el crecimiento profesional del talento humano brinda grandes oportunidades tanto para la organización como para los empleados. A continuación, algunas de las ventajas más notorias.

A nivel empresarial 

  • Incremento de la producción
  • Mayor capacidad para la identificación y detección del talento
  • Disminución en el pago de importes
  • Cambios rápidas
  • Renovación en la imagen corporativa
  • Programa para el crecimiento profesional de los trabajadores
  • Desarrollo y creación de proyectos en pro de la formación de los empleados.

A nivel de empleados

  • Oportunidades de ascenso y promoción
  • Mayor rendimiento laboral
  • Mayor rendimiento laboral 
  • Incremento de la motivación y satisfacción laboral 
  • Entorno de trabajo mejorado

Proyecto de crecimiento empresarial mediante el desarrollo del capital humano

La puesta en marcha de proyectos de desarrollo para el personal que labora en las empresas puede dar paso a la creación de organizaciones sólidas a nivel interno y competitivas. 

Sin embargo, para alcanzar este punto, es conveniente ejecutar todas las etapas del plan de crecimiento de los individuos. Ahora bien, veamos cada una de las fases que componen dicho plan.

Preparación

Los trámites de los recursos humanos de la compañía se tienen que programar en un marco temporal debidamente definido. Es de esta forma que estarán ordenados los recursos humanos disponibles, los objetivos corporativos y las medidas para impulsar el desarrollo humano dentro de la institución.

Después de todo, se trata de establecer la ruta a seguir.

Estudio de las nóminas del personal

Muy relacionado con la primera etapa, el segundo paso implica un análisis minucioso de las características de las nóminas disponibles. Esto es fundamental para entender el punto de partida e impulsar las acciones más recomendadas en función de los objetivos de la empresa.

Valoración de la productividad

Es necesario evaluar el desempeño de los empleados para verificar si han alcanzado el nivel óptimo de desarrollo profesional. Es sumamente importante hacerlo y saber si requieren un plan de desarrollo del talento, o si ya forman parte de él, constatar que  proporciona el resultado deseado.

El Programa de evaluación de funciones puede evaluar si el desempeño laboral ha mejorado desde el inicio de la acción de capacitación y determinar qué empleados necesitan un plan de desarrollo del talento.

También puede ser un buen medidor que pueda determinar si los talentos que ya están dentro de la compañía son suficientes para emprender nuevos proyectos, o si se recomienda optar por la incorporación de profesionales.

Formación

El desarrollo continuo de talentos requiere la implementación de las acciones formativas más recomendadas para cada colaborador o proyecto. No es raro que los trabajadores se den cuenta de que su formación es insuficiente.

El programa de formación ofrece muchas posibilidades para formar a los empleados según las necesidades de la empresa o las propias. Para ello, el personal podrá optar por una o más opciones entre una variedad de cursos y sugerencias.

Selección y retención de capital humano

En algunos casos, la realización de los objetivos planificados requiere la integración de talentos que la empresa no tiene a su disposición. En este caso, los criterios de selección de personal deben estar debidamente enfilados con el plan de desarrollo humano.

Conclusión

Por último, desde el punto de vista empresarial y social el desarrollo de capital o talento humano debe estar contemplado en los planes de desarrollo de toda organización. Es necesario para incrementar la productividad, evitar que el empleado esté desactualizado y sea más de provecho así como capacitar a los nuevos ingresos.

En SirEmpleo estamos muy a favor de toda aquella empresa que apuesta por el capital humano como método de desarrollo del negocio.